Tag Archives: aviones

Pleitesía a las madres

Me repito si digo que leer en los aviones es una de las mejores (o de las pocas) cosas que hacer en ellos cuando mides más de uno ochenta y quieres ovidarte de que tus rodillas viajan contigo, bien apretaditas contra la butaca de enfrente. La clase turista es lo que tiene: asientos estrechos, bocadillos de goma, cacahuetes pasados. Pese a todo, más que repetirme, me reafirmo: me gusta leer en los aviones. En una ida y vuelta a Milán ha caído la mitad de un libro que me está gustando: "Las partículas elementales " , de Michel Houellebecq (recomendable su página oficial y su entrada en la Wikipedia ) Prefiero comentarlo más en profundidad cuando lo termine. Avanzo que es crudo, divertido, sórdido, interesante, provocador y real. La cita de este post es de nuevo un pequeño homenaje a la figura de la madre, y por ende, a la de la madre de la madre. La abuela de uno de los personajes principales fallece, una abuela que lo había criado desde pequeño y que le dio Leer más

Dos toques de Hojarasca

Los aviones son a la lectura como los parques o las mañanas lluviosas de domingo. No entiendo a quienes apenas se despega, caen dormidos. Para mi es uno de los mejores momentos para leer. Y pocas cosas más pueden hacerse en semejante trance... Cuando el viaje es largo y en compañía, lo interesante es compartir libros: se reduce peso y volumen, se amplian los campos de conversación. Tras el pacto acerca de los títulos que nos habían de acompañar, cayó en pocas horas La Hojarasca, mencionada como primera novela de Gabriel García Márquez . Hay dos libros de Gabo que me marcaron. Cien Años de Soledad (a ti también, ¿verdad?) y El Amor en los tiempos del Cólera. Al lado de estas dos catedrales de la literatura, la Hojarasca pasa desapercibida, es una capillita que bien merece una lectura, un rezo breve pero reconfortante. Me recuerda, un poco, a la más redonda Crónica de una Muerte Anunciada, por compartir lo inevitable de su final. Como este blog va de citas, Leer más